Los trabajadores de las multinacionales ubicadas en Las Tablas buscan piso en la zona norte

Las Tablas se está convirtiendo en polo de atracción para numerosas multinacionales y muchos de sus empleados buscan vivienda por la zona norte para evitar los atascos que, previsiblemente, se darán por los alrededores.

La construcción de la nueva sede en Las Tablas del BBVA, que se extiende sobre un terreno de 100.000 metros cuadrados y que acogerá a unos 6.000 empleados, ha hecho que muchos de ellos opten por mudarse a Las Tablas y a Sanchinarro (ambos barrios suman unos 60.000 habitantes en la actualidad).

El banco español anunció en 2007 el proyecto de edificación de una sede representativa en Las Tablas. La junta de gobierno del Ayuntamiento de Madrid aprobó un plan especial para impulsar el complejo financiero presidido por Francisco González. El ayuntamiento reordenaba un ámbito de 96.787 metros cuadrados “dentro de la estrategia de renovación de la puerta norte de Madrid, que conectará con la futura ciudad financiera cuando se desarrolle la prolongación de la Castellana”.

Dragados ha terminado recientemente la edificación de su nueva sede en Las Tablas. En el mismo barrio FCC también está ultimando las obras de su nueva sede en Madrid, de casi 14.000 metros cuadrados y que albergará aproximadamente a 1.500 trabajadores.

En Las Tablas encontramos también la sede de Metrovacesa. Cuenta con dos centros empresariales: uno ocupa 27.000 metros cuadrados (ocupado al 100 %) y el otro 37.000.

Del sector automovilístico la multinacional Peugeot ha anunciado su traslado a un nuevo edificio en Las Tablas y en los alrededores encontramos, entre otras, a Hyundai, Porsche o Renault.

La sede de Telefónica también se encuentra en este barrio. La obra del Distrito Telefónica se realizó sobre una superficie de 370.000 metros cuadrados que alberga trece edificios de oficinas (que ocupan una superficie de 140.000 metros cuadrados), un centro comercial y varias edificaciones destinadas a comercios (farmacia, óptica, bancos, policlínica…). Acoge aproximadamente a 14.000 personas entre visitantes y trabajadores.

El desarrollo urbanístico de Las Tablas está logrando conjugar la presencia de edificios corporativos y la de inmuebles residenciales. El barrio es prácticamente una extensión de La Castellana y los precios son competitivos. La comunicación es buena a través del transporte público y muchas empresas cuentan con lanzaderas para sus trabajadores y sus edificios están equipados con múltiples servicios, entre ellos guarderías.

 

 

Publicado en Actualidad Casas al Norte y etiquetado , , .